Páginas

martes, 27 de mayo de 2014

GILENA Y PUNTO.


http://youtu.be/g0RP4oCxXX4



El que ha estado alguna vez dando pedales por estos lares o ha hecho la Silextrem sabe que pocos sitios hay en Andalucía en los que haya tanta piedra, roca y pinos juntos en cerca de treinta kilómetros, y todos muy cariñosos y deseando abrazarte...



Pero comencemos por el princípio. Dado que la quedada entre mis amigos de Sevilla y los granainos para Valverde no fue todo lo numerosa que hubieramos querido, Antonio y yo (Algecireño) decidimos darles a los ausentes otra oportunidad, y para eso pocos sitios hay como Gilena, ya que está a mitad de camino de ambas ciudades y la ruta es parebentááááá´de bonita, y de exigente. Pues nos pusimos a la faena y decidimos una fecha, el 24 de mayo.



La ruta no es de muchos km peeero son toooodos muy intensos, así que había que quedar temprano en Gilena: 8,30 y como ninguno tenemos helicoptero, por ahora, pues había que madrugar de lo lindo y salir sobre las siete, así que sobre las y cuarto ya estábamos montados y con las burricletas cargadas. El trayecto se hizo muy ameno, había muuuuchas ganas de meterle mano a la Silex y si es en compañía de António y Edu (los colegas de Sevilla) pues mejorkemejor, aunque se echó de menos a algunoskeotrosmássss betteteros de Sevilla. De granada fuimos FC, Gilo y servidor y aunque tambien se echó de menos a algunokeotro, los que ibamos somoslacañadespaña...
Llegamos un cuartillo de hora tarde y ya tenía petao el wsp de mensajes de Antonio y Edu (ke side de tomar piononos, que si venimos marchatrás...) jajaja. Llegamos por fin y allistaban los craks, calentando motores...Despues de charlar un ratito y de que Antonio comprobara lo mal que mantenemos nuestras burricletas, tiramos en busca de un bareto patomá una cafelillo y sus tostásss. Desayunamos de lujo y a-por-la-SileXtremmmmm.

 

Los primeros km son pisteo pero pronto entraremos en senderillos con sus piedrecitas. Quien lleva el rítmo? el Antoño, y con él un conversador a su altura Gilo... con Manolillo (que no vino) menudo trio habrían formado jajaja. Pronto empezaría a empinarse la cosa (¿se me entiende no?), había que empezar a meter hierro desdeYA!!. A no tardar mucho la  vertiginosaprimera bajadita de pinares, le digo a Gilo que coja la rueda de António...se le iban a salir los ojos de sus órbitas cuando paró, kedisfrute!!!, han puesto algunos saltillos y entre esto, las rocas y los pinos que parece que se juntan a tu paso, la adrenalina sale por todos lados, y claro hay que parar al terminarla y tomar aire. Después viene un cuestarrón delalecheketekagas. El sendero está blandito porque encargamos lluvia para el miercoles previo y eso hace que la rueda agarre bien, peeeero kontoykoneso cuesta muuucho subir el estrecho senderillo de los..., salvar sus afiladas roquitas, sus cerradas curvitas y sus pinos en pendientes que no dan tregua, y que cada vez se empinan más y más y más y llega un momento en el que o paras o rebientas (Antonio esto no va contigo). Gracias a dios son solo unos metros porque lo que apetece es dar pedales, retorcerte sobre la burricleta e ir pasando trancos como buenamente puedas. Coronamos rebentaikos y paramos para hidratarnos y tomar media barrita, el desayuno se amortizó hace rato. Después de esto una pequeña bajada por sendero y pista y rápidamente otra subida, no tan exigente a nivel físico peeero si técnico. Llega un momento en el que en realidad casi no hay sendero, vas por entre las rocas, y tienes que ir pendiente de que el pedal no de en la piedra, de que entren por entre las rocas, ahora doy pedales con el derecho solo o con el izquierdo, que la rueda de adelante vaya superando trancos y no se clave no sea que salgas por encima del manillar, y así toooolrato. Pakeluego digan las mujeres que solo somos capaces de hacer una cosa y luego otra... Ufff kestresss me está entrando mientras lo escribo la mar de agustito en el sofa de mi casa...
Terminamos esta parte, y tomamos algo y aprovechamos para comentar cosillas... Empezamos a dar pedales y katacrack!!! al Edu se le rompe el cambio, que conste que ya le había avisado en el tramo que habíamos pasado.


Rápidamente Antonio (que si no existiera habría que inventarlo) se pone a la faena, quita el cambio y acorta la cadena. A todo esto Gilo ameniza el rato haciendo los ruidos que hacen los compresores  que quitan las ruedas de los coches de F1...FC haciendo sus fotillos, yo asistiendo al António y Edu, pues recomponiendo el cuerpo,  un poco de agobio si que le entra, pero es un Burrako...y nos ponemos en marcha, el terreno sigue siendo piedra piedra y piedra, puedes ir por donde te de la gana porque camino casi casi  no hay; y no hemos andado unos cientos de metros cuando la cadena de Antonio se atranca entre el cuadro y el plato pequeño, paramos y tras obsevar la situación, salta con un "hay que desarmar el pedalier para resolver la situación", y todo esto en mitad de la nada...De pronto me doy cuenta de que he perdido las gafas, y como al Antonio le sobramos todos parreglar el tema, pues me doy la vuelta con Gilo en busca de mis gafas que se me han caido, y tras una buena caminata las encuentro.


Arreglado el tema seguimos pèdaleando por entre rocas, y de pronto casi se acaban las rocas y aparece un senderillo lleno de pinos, que aunque con rocas y raices, nos da un respiro. En una de estas que me pongo de pié y meto más fuerza de la cuenta y rompo cadena...ya van tres averias!!!. Miro en mi mochila, porque tenía un juego de eslabón que compre para el camino de Santiago del pasado verano, y solo encuentro la mitad del eslabón... Pero tenemos a António, que además de arregrarlo todo tiene recambios de esto y de lo otro, insisto que suerte tenerle!!!.

 No tardamos mucho en arreglar lo mio y nos pusimos en marcha. Lo que viene ahora es un poquito de pista peeero pikaparribakedagussssssto, luego buscamos el sendero, lo encontramos y continuamos zigzagueando por el campo para arriba y para abajo. La bajada que viene ahora es una locura, es ráaaaapida, revirada, con pinos a derecha e izquierda, piedras, rocas y raices. Nos puso los pelos de punta, tooooodo el mundo se desmelenó y disfrutó de lo lindo, se oían los clasicos chiflidos y gritos de Gilo, los derrapes de Antonio, las risas de FC y los comentarios siempre con arte de Edu...y llegamos al único tramo de carretera, no creo que llegue a un par de km picando un poco p´riba, que nos viene de lujo para rebajar la euforia, sacar la adrenalina y dar rienda suelta al verbo, lo que viene siendo comentar la jugada...y enseguida la madre de todas las zonas de pinares. Y direis vosotros, ¡si pinos había en la parte anterior, en la otra y en la de más payá, es decir: en toooodo lo hecho hasta ahora!, pues sí, lo que pasa es que este terreno es distinto, más o menos llano, el sendero es tambien muy estrecho, zigzaguea por entre los pinos y tiene tambien rocas de canto que parecen cuchillas. Es muy rápido.  pero lo mejor estaba por venir. Una impresionante bajada con tres fabulosos saltos paterminar...hubo que volver a parar tras la bajada para rebajar la adrenalina y charlar un poco...pero esta ruta no da tregua y nada más comenzar a pedalear viene "una desagradable subida" como dijo Edu. Es corta pero con gran desnivel y el terreno tiene piedra suelta... Volvemos a bajar aunque poco pronunciado pero madremiademivida, las curvas son taaan cerradas que apenas puedes maniobrar, y aunque no hay muchas rocas, si las suficientes para hacerte un lio la mar de tonto e irte al suelo, pero por suerte nada de esto ocurrio sino todo lo contrario, mas complicado era, más habilidad sacábamos. Seguiamos disfrutando de lo lindo subiendo y bajando por entre pinares. Todo muy técnico la verdad, a todos nos está obligando a sacar lo mejor de nosotros para ir salvando cada palmo, porque aquí no se puede levantar la cabeza casi nada, y por supuesto para mirar atrás para buscar al compañero tieskeparar sí o sí. En no pocos sítios o momentos oigo a Gilo o Fc o Edu o António y a mi mismo  decir "madremía lo que estoy aprendiendo hoy", "no me puedo creer lo que estoy haciendo", " si no lo veo no lo creo" "¡pero has visto por donde he metido la rueda!"...


Lo que viene ahora es la penúltima parte de ascenso, es una especie de pista con un desnivel tremendo, a los lados había plantas aromáticas, creo que era tomillo, y como había llovido pues subia el olor, ¡que cosas tiene el campo!. Bueno volviendo a la faena,  cómo es la pendiente que a mi la rueda de delante se me levantaba, cómo costaba subir!!!, crugía la bici que daba susto, y el pobre Eduardo con piñon fijo, y no era el 36 precisamente. Coronamos y tras unos metros de bajada viene la última subida de la jornada, pero es una subida única, es una subida muy revirada con un desnivel serio pero llevadero, que se hace por encima de  redondas rocas de tamaño mediano, aunque hay pequeños tramos de tierra para conectar roca con roca, pero poca cosa, y entre las rocas y los pinos unas pequeñas palmeras que no levantan un palmo del suelo. Mira que es bonita la ruta!!!, pero esta última parte es muy muy muy especial, es distinta, nunca he visto nada parecido por ninguna de las zonas en las que he pedaleado, y he pedaleado por bastantes, y ¿quien se perdió esa subida? él lo sabe, no diré su nombre jajaja, subió por otro sitio no ciclable, pero es que no era sencillo encontrar el sendero. Y coronamos. Las vistas desde aqui son impresionantes, vemos campos de olivos y  montañas por todos lados, son 360º francamente bonitos.


La bajada desde este punto hasta Gilena es indescriptible, mejor lo veis en el vídeo, solo os diré que parte se hace por unas pasarelas con unos refuerzos laterales porsiaka se te va la burricleta... Tambien os diré que tooodo la ruta está cuidadísima y limpísima y que nos dieron de comer muy pero que muy bien, así que si te decides a hacerla disfrútala y cuídala.


Por último deciros tres cosillas, una que hemos recuperado a dos burrakos, uno FC que llevaba 6meses en el dique seco y hoy ha estao hecho un campeón, la otra que hoy hemos vuelto a disfrutar de la mejor versión burraka de Edu y por último lo que me comentó António , la Silex no defrauda ni en lo que respecta a dureza con las burricletas: cambio y cadena rotas, cuadro rayado, ni en lo físico porque llegas casi vacío, y por suerte hoy no ha habido ni una sola caida, la caña chavales!!!

No se cuando nos volveremos a ver amigos de Sevilla, pero hasta entonces un abrazo!!!



No os perdais el video de FC!!! una imagen vale más que mil palabras...


domingo, 18 de mayo de 2014

PADUL Y SU ENTORNO, UN LUGAR PARA VISITAR

 

La ruta de este domingo ha sido realmente una gozada, eso sí había que madrugar, pero para dar pedales no hay problemas, nos gusta madrugar  más que rebentarnos un grano. Hasta el viernes no teníamos nada claro lo que ibamos a hacer peeero ese mismo día por la mañana nos pasamos a saludar a un colega biker (Pepe) y nos dijo que él iría a la convocatória que hizo la tienda de bicis Dr.Bike. Nos pareció un buen plan, se lo comentamos a FC y colgamos la convocatória en el canal de quedadas Póxima Salida (wsp). El plan consistía en una salida de reconocimiento de los caminos de cara a la II edición de La Mamut que será a primeros de Junio en Padul. La quedada era a las ocho y diez en un polígono del Padul, la salida sería a las y media desde el Ayuntamiento, justo despues del briefing. Nos juntamos unos sesenta bikers...Organizaron tres grupos, los Pro, los casi Pro (en el que se mete Pepe y su colega) y los yaProbaremos otro día...que haríamos la corta. Casi sin querer en cada grupo habrían unos quince bikers, la mayoría con indumentária clásica, bidón de agua y burricletas de 29´ rígidas, luego algunas dobles, y por último nosotros, como casi siempre los frikis: dobles, de 26´, con indumentária endurera y mochila...pero somos la alería de la huerta, jajaja (lo siento pero ya no me quedan abuel@s). Ah! se me olvidaban los colegas del Tandem, son la caña.



Salimos, los primeros km son para calentar piernas, pisteo y ramblas, delante va Miguel (amigo voluntário de la organización) marcando el rítmo. De vez en cuando mira p´tras y aminora si es necesário. El grupo lo cierra Juan Carlos ( el maska de Dr. Bike) en su moto de trial...será markes!! ( si hubiera emoticonos pondría el que se descojona). La temperatura es fresquita, de lo más agradable pero Lorenzo nos vigila eh!!, el Gilo ha comprado un buen clima p´hoy...La mayoría de lo que vemos son colinas y almendros, muuuchos almendros. Hasta la fecha no ha pasado nada y el grupo va más o menos unido, de vez en cuando vemos a JC que nos adelanta con su moto y nos va grabando; y con estas llegamos a terrenos más coquetones y en los que este grupete de frikis se defienden francamente bien. Miguel que ya sakeao con la copla nos va avisando de los terrenos, peeero en la primera de las bajadillas técnicas un compañero de ruta se cae, y se hace un poco de daño en los antebrazos y las manos (no llevaba guantes...) La verdad es que los cortes impresionan un poco pero no se achanta y p´lante con la ruta. Aunque el cuerpo se te corte un poco, rápidamente te animas porque vienen senderillos juguetones y a no tardar mucho, la primera de las trialeras, y le tiramos a muerte y la disfrutamos de lo lindo, tenía piedras pabajo y piedras p´riba, que divertido...Los compis del tandem le tiraron tambien, la verdad es que impresionan... En este punto ya llevamos casi dos horas de pedaleo y decidimos hacer una paradita para comer algo, y menos mal porque yo ya tenía gatos en el estómago...y por lo visto la peña también.


Despues de esta trialera vendrían más senderillos sinuosos y otra trialera, esta algo más exigente pero también ciclable. Miguel nos avisó y bien hizo porque no es nada facil hacerla sobre el sillín...La verdad es que para quien haga el próximo día esta estupenda carrera le diría que la corta tiene de todo y que merece la pena, son pocos km (38), peeero francamente divertida. Nos reagrupamos y continuamos. Ya estamos bastante cerca, se puede ver Padul al fondo, a las faldas de Sierra Nevada. El município está enclavado en el valle de Lecrin, un valle espectacular y al que nos prodigamos poco.

Llegamos a El Padul y la verdad es que llegamos bastante frscos, nos apetece algo más, y vamos bien de hora, así que le pedimos a Miguel que nos lleve a la Laguna, el tío dice que sin problemas, que le sigamos. Algunos compis no se apuntan, ellos se lo perdieron, pasamos por el nacimiento del rio El Molino, que está practicamente en el casco urbano y nos muestra las ruedas de lo que en su tiempo fueron ruedas de carro Romano...
Despues de abandonar el casco urbano, buscamos la laguna por entre preciosas veredas llenas de espesa vegetación...y culebrassssss eh Miguel!!!, jajaja y llegamos e hicimos fotillos:

 





Después de flipar un poquito nos dirigimos hacia los coches, unos kilómetros de asfalto y llegamos a la fábrica de Cervezas Mamut, patrocinador de la carrera y que tienen unas cervezas kekitanel sentío, allí nos esperaban unas fresquitas cervezas, un buen bocata de jamon y tomate y algunos colegas de ruta.


 Subimos las burricletas al remolque, contentos como unos chiquillos despues de un peaso de ruta. Gracias Pepe por avisarnos de la quedada de Dr. Bike y  especialmente a Miguel por llevarnos por esos  sitios.



lunes, 5 de mayo de 2014

Un poquito de llaneo al sur de Granada

No ha estado nada mal la ruta de este domingo, buenos caminos, estupendos bikers, día soleado, su miajilla de sorpresa, ningún percance y nos acompañaba una primaveral temperatura granaina...



A las nueve de la mañana ya estábamos inflando ruedas y enderezando sillines en la zona de quedada.

Empezábamos a dar pedales por la ribera del Genil para luego subir por la del Dilar y llegar a Las Gábias. Se puede observar que llevan poca agua para estar en estas fechas. A estas horas hay pocos bikers por los caminos, aunque algunos nos cruzamos, y delante nuestra un runner a buen ritmo y  que nos tiene bastante sorprendidos porque no afloja el tío!!!. El ascenso hasta el monte desde el que bajamos a La Malá lo hacemos muy tranquilitos y sin parar de charlar, pero claro llevando al Gilo no hay tregua, jajaja. Hace mucho que no vamos por estos caminos y es agradable volver a pisarlos. Al llegar al pueblo cargamos agua en la fuentecilla, junto a un grupete de bikers y nos vamos a por nuestros cafés con leche con sus clásicos churrillos, ¡que buenas sensaciones caramba! Un cuarto de hora después ya estábamos amortizando ese desayuno con la subidilla por entre los caminos acotados por cereales bien verdecitos y entre los que brotan unos ramilletes de amapolas, que suerte haber decidido venir
hoy por estos caminos, unas semanas más tarde ya no habríamos disfrutado de semejante colorido.



  

Una vez terminado esta parte de la ruta nos dispusimos a buscar un cortijo en los que se cría ganado y que nos llevará a la zona de los olivares. Para ellos nos tenemos que meter por campo a través, suerte que un tractor nos trazó el camino, sin futuro...









Bajamos hasta el cortijo, subimos un poquito y esta foto que tenéis a la derecha es con lo que nos encontramos...pakeosvoy a kontalokevimos habiendo una foto, jajaja

Empezamos a bajar por entre los olivares, sorteandolos y esquivando sus ramillas, que divertido son estos slalon, jajaja y con estas, llegamos a la zona de pinares peeeeeero por donde nunca habíamos accedido, y empezamos la parte aventurera de la mañana, un espeso y tupido bosque de pino, un baden detrás de otro, ramas secas que se rompen a nuestro paso, más badenes de tierra medio durilla y de medio metrillo de altos para acabar en un lugar sin camino...

hay que bajarse de la burricleta y bajar junto a ella...


 Gilo y yo llegamos abajo y nos disponemos a buscar una zona por la que pasar al otro lado de este mini valle, y lo encontramos



 lo cruzamos



y subimos junto a nuestra burricleta,


para encontrar el caminillo en el que pararíamos para tomar un refrigerio y comentar la jugada, menos mal que encontramos la forma de cruzar este mini valle, porque de lo contrario habría que deshacer lo hecho...

El senderillo de bajada es muy muy estrecho y rápido, y a cada curva nos encontramos con un pino la mar de tieso y con ganas de que lo abracemos, pero por suerte no agarramos a ninguno, y eso que en el sendero había sus badenes para desequilibrar. Poco después encontramos pista y llegamos a Santa Fe, buscamos la pasarela elevada que atraviesa la general y nos metemos en el carril bici que nos lleva hasta el Genil. Lo encaramos dirección Granada. De frente siempre tendremos a Sierra Nevada como vigilandonos desde allí a lo alto, ¡Que espectáculo!

Y llegamos a Graná más contentos kená...después de unos cincuenta km por los pocos llanos campos que tenemos por aquí. Esta vez no hubo tiempo de servesita, algún pero tenía que haber no?



 El finde que viene....ya se verá amigos