Páginas

jueves, 10 de diciembre de 2015

A Beas por Jesus del Valle







Creo que fue el domingo cuando vi una propuesta de quedada en C.D. BALAKOOK. Entro a verla y veo  una de un colega "Buenas tardes, alguien para salir mañana o el martes?" y pienso, para mañana no que estoy muertomatao del sábado en Gilena pero palmartes....igual me hallo. Le contesto que ok al martes pero que qué propone, y me dice que había pensado en Huetor. Me gusta. Quedamos emplazados al lunes para concretar. Me levanto el lunes y no me veo mal peeeero Huetor desde Granada es bastante subida. Entro a ver el chat y le propongo algo más suave, y me dice que perfecto, y le propongo ir a Beas por Jesus del Valle y le gusta, quedamos a las nueve y média en Plaza Nueva.

A todo esto, yo no he quedado a puerta fría para dar pedales con alguien nunca, siempre viene alguien que conoce a alguien (a los bikers). En fin, siempre hay una primera vez para todo no?, pues eso. Preparo mi giant porque la ruta es más de rally y me presento en el lugar quedado. Veo distintas peñas  por todos lados pero no veo a ningún biker solo, pero no tarda mucho en acercarse Rafa, que es como se llama mi compi de ruta. Nos presentamos y me lleva hacia un sítio donde hay dos colegas más. Genial, cuantos más mejor siempre. Son Alvaro (primo de Rafa y Manuel, colega de Rafa. 







Tengo dudas sobre si es una buena idea ir por donde propuse porque hay que cruzar tres riachuelos, y estamos en diciembre, y seguro que llevan agua...pero el cachondo de Rafa me dice "bueno no será el Amazonas no? ". Me mola la contestación; y aunque Manuel propone otra opción, nos decidimos por esta. Empezamos a dar pedales y ya subiendo al Sacromonte me doy cuenta de que voy a sufrir. Van más fuertes...aunque Alvaro se queda conmigo, dice que lleva dos meses sin cogerla... le compro la idea jajaja. 

Hace frío por esta zona de Granada, pero yo ya he aprendido que en bici menos es más y no llevo chaqueta, pero como el ritmo es alegre pues frío frío lo que se dice frío no llevo. Terminamos Sacromonte y nos metemos en el parque periurbano dirección Jesús del Valle, y Manuel me cuenta que van a "arreglar" este camino...miedo me dan cuando alguna administración quiere arreglar los caminos del campo. Ya hemos visto lo que están haciendo con El Llano y Las Crestas. 

Llegamos a Jesús del Valle y el sol nos pega de frente, un gusto de verle Lorenzo!!! Después viene una alberca hecha por los árabes para darle agua a La Alhambra. Nos paramos un poco y disfrutamos del monumento. Enseguida llegamos al cruce del río. Primero le mete Rafa y después yo. Ambos nos mojamos los pies, como Alvaro y Manuel. Le digo a Rafa "coño ahora mojaos todo el camino" y me contesta " bueno en vez de llevarlos en punto de ebullición los llevamos en punto de congelación" jajaja ¡que arte! no?, me mola este biker. 

Tras rodar un poco junto a las impresionantes choperas que acotan el camino, nos acercamos al cortijo de "Los perros" Paramos y nos hacemos esta fotillo.






El cortijo lo pasamos lo más rápido posible, nos salen unos perrillos a recibirnos pero son de juguete al lado de los otros. Suerte que ya hace algún tiempo que le obligaron a tenerlos encerrados. El ritmo sigue siendo alegre pero como no hay que subir, sino que es un subeybaja pues no se escapan demasiado. No tardaremos mucho en llegar al segundo riachuelillo.






















y nos volvemos a mojar los pinrreles...




Lo que queda ahora es poco para llegar a Beas, es una pista y un par de buenos repechos. Llegando al pueblo nos encontramos con un buen rebaño de cabras y su pastor. En este punto tomamos un par de dátiles y entramos en Beas. Lo cruzamos y nos dirigimos hacia El Monje, nos desviamos delante de él y bajamos hasta la zona de Quentar por un camino entre fincas. Aquí disfruto yo un poquito más que mis compis. En varios cruces no me queda muy claro por donde coger, pero voy acertando hasta que el último me confundo pero por suerte nos baja igualmente a Quentar. Bajamos y tras un poco de carretera mis compis deciden subir desde Dudar hacia las crestas. Yo prefiero seguir por la carretera hasta El Colesterol. 











Bikers ha sido un placer dar pedales con vosotros, sois gente estupenda!!!


Hasta cuando queráis!!!

martes, 8 de diciembre de 2015

Gilena & Enduro



Hará como un mes largo que llame a mis amigos António y Edu de Sevilla BTT y entre otros asuntos, les comenté que cuando fueran a Gilena a dar pedales me avisaran, hace más tiempo de lo recomendable que no nos vemos.

El otro día António me mandó un wsp por el grupo Burrako de SevillaBTT para decirme que se estaba organizando la quedada, y que si me apuntaba. No me lo pensé dos minutos, y en cuanto pude organizarme le di el OK. "Mañana a las nueve y media nos vemos en Gilena mákina" (reza el mensaje que le mando).


La ruta de hoy no es importante en km, ni siquiera en desnivel; es un autentico rompepiernas emdurero que te desgasta físicamente piernas y brazos, no solo por el subeybaja, sino por los continuos esfuerzos de equilíbrios que te exige el terreno, y que te obliga a un nivel alto de concentración. Da igual si subes o si bajas, siempre tienes que ir en tensión física y sicológica. 







¿Os suena la montaña de la izquierda?, el perfil de la cabeza del viejo tumbado de antes de llegar a Archidona.



Desde Granada salgo con tiempo, es de noche y hace una rasca que no veas; tardas alrededor de una hora y cuarto más o menos, algo más que desde Sevilla y Córdoba. El viaje lo hago tranquilito, escuchando musiquita motivadora de mi época...Antes de Loja me meto un desayuno de esos de época, con su jamón, su tomate, su aceite virgen y su cafelito, que no le falte de ná a este corpachon del sur, la jornada lo merece.

Al llegar al lugar de quedada, entro en la cafetería y veo dos bikers desayunando, y les pregunto que si habían quedado con António de SevillaBTT, se miran con cara de sorpresa y me dicen que sí, y me presento, soy Luis; "Ah tio es que no sabíamos que venía alguien de Granada" me dicen Rafael y Fran, que vienen desde Cordoba. Un ratito de charla mientras se enfriaba el colacao jajaja, y no tardan en llegar los coches con los sevillanos: António (promotor), Victor, Yordi, Isaac y Manuel. De este grupo de bikers solo he pedaleado con António, aunque a Jordi ya le conocí en la carrera de Valverde, así que tras las presentaciones, y estas bonitas fotos nos ponemos a dar pedales. Ah! antes de esto António se monta en mi nueva burricleta y empieza a "probarla dando vueltas por el parquing..." La última vez que pedaleamos por estos mismos lares no la tenía. 







Nos ponemos a dar pedales y el que marca el ritmo es Antonio...entramos pronto en calor y la pleura también (luego explico esto). Primero atravesamos Gilena y luego vamos por pista antes de comenzar por el senderillo que nos subirá hasta el pinar. El sendero esta acotado por roquitas, que empiezan a dibujarnos lo que va a ser la ruta. El ascenso zigzaguea por la ladera del monte con alguna dificultad técnica pero las rectas son larguitas, y tras una pequeña bajada nos metemos de lleno en el pinar; y comenzamos a esquivar pinos,  parece un slalon al que se incorporan sorpresivas rocas y algunos saltitos, que yo me pierdo hacer al no ir tras António que es el que los tiene localizados, mekagonlaleshe...!!!, nos reagrupamos antes de meterle mano a la siguiente subida. Hay que invitar a trabajar a tooooodo el hierro que tengas. Los tramos rectos son cortos (es muy revirada), tiene un buen desnivel, rocas y raices, así que hay que tirar de toooodos los recursos físicos y  técnicos. Seguimos subiendo y la pendiente va de mal en peor. 


La última vez que vine tuve que apearme en los tramos últimos, esta vez nooooo, así que muy contento. La mayoría van delante mía, los jodios huelen a vinagre... van dejando rastro. Nos volvemos a reagrupar  y tras un poco de bajada llega otra subida por un estrechito ito ito sendero y entre pinares pero no hay que esquivarlos, acotan el camino. Los comienzos son suaves y con poca dificultad técnica pero poco a poco empiezan a aparecer rocas por todos lados y desaparecen los pinos, y aunque disminuye la pendiente, tienes que ir muy concentrado buscando el mejor sitio por el que meter la rueda; aveces es mejor subir por la roca antes que por el minisendero. 

La gama de burricletas hoy es de lo más amplia, faltan las Fat. Hay dobles de 26", de 27.5" y de 29", rígidas de 27,5 y 29", estos son los que más van sufrir los rigores de la ruta de hoy, sus ruedas traseras rebotan que impresiona la habilidad que tienen para controlarlas. En mi caso, me he visto bastante más seguro con la nueva burricleta, se lo traga todo, pero de momento como no tiene motor hay que seguir dando pedales jajaja.







Al coronar volvemos a reagruparnos y tenemos una burricleta que ha doblado el disco del freno trasero al golpear con una roca, y un compi que no se encuentra demasiado bien. Paramos un poco, bebemos y comemos algo mientras "Antonio McGiver" apaña la avería con un trozo de madera...siempre es efectivo.








Si lo de antes ha sido complicado por rocoso y de subida, lo que viene ahora es peor aunque de suave bajada; los tramos son bastante rectos...peeeero apenas hay sendero que seguir, y sí muuuuucha roca que obliga a controlar. Lo hacemos sin demasiados percances aunque algunos si que hubieron (chapa y pintura). Lo terminamos y volvemos a subir por tierra aunque con sus roquitas y raices, y zigzagueando entre pinares.

En algún momento el grupo se pasa del cruce y como yo iba retrasado pues el desvío lo cojo yo primero y eso me mola, la peña se tiene que relajar un poco jajaja. Al terminar nos vamos a una zona de saltos que António hace y claro si António lo hace pues yo también jajaja, somos así... La peña no nos saca ni una fotiko pero os aseguro que había un foso asesino tras el primer salto, una pasarela rota que obligaba a hacerla volando en el segundo salto y el tercero era más apañao...¡¡¡ un subidón de adrenalina palsako!!!


Tras esto viene una parte muy muy revirada y p´bajo...tramos muy cortitos curvas muy cerraditas itas itas y trankitos que salvar... y luego vamos entre pinos muy muy rápido, esquivandolos con toooooda la precisión posible porque "cuanto más rápido vas mas juntos parecen estar los pinos" Antonio dixit jajaja. Tienes que ir metiendo el hombro antes de que llegue el pino de turno...Este tramo lo vuelvo a hacer el primero y le tiro a muerte. Al llegar al final veo que nadie viene detrás...chungo, o ha pasado algo o me he pasado un cruce, o yokeseke...bajo bien pero no p´tanto. Freno, espero y sigue sin llegar nadie, me preocupo, y de pronto aparece António y me dice que me he pasado (alivio, no ha pasado nada); el nuevo track de hoy tiene una variante nueva, así que toca volver a subir un poco, hasta donde pacientemente esperan los compis, para bajar por otro sitio también alucinante, y que al completar volvemos a subir para luego tras cruzar la carretera, buscar una pista de subida al otro lado de la carretera. ¡¡¡Que pasada de montaña acabamos de diseccionar chicos...!!!








Al terminar la pista que os he comentado pasamos a otra montaña y volvemos a entrar en un impresionante y sombrio pinar, y a rodar por un sendero de falso llano que esquiva pinos y rocas. Está acotado por piedrecitas cuidadosamente puestas por los que organizan la "Silextrem", trabajo de chinos el de la gente que lo ha hecho, pero es la mar de coquetón. Es bastante electrico. Al terminarlo hay un poco de confusión porque hay varias opciones. Tras un par de intentos encontramos el sendero correcto y subimos superando puntiagudas y sobresalientes roquitas, raices y más pinos hasta comenzar a bajar de nuevo por un revirado sendero en el que hay tres estupendos saltos. estos no se me escapan y António y Manuel (con rígida de 29") vuelven a hacerlo. 

Hay video. Está en proceso de edición, en cuanto lo tenga lo subo.


Lo que viene ahora es una dura subida, me monto en mi burricleta y de pronto no me entran los cambios traseros, y tras la bajada tengo la cadena en los piñones pequeños, los maaaas pequeños y me tengo que apear, me resulta imposible subir y la peña se me escapa, y me cuesta encontrarles, este monte es complicadísimo, incluso tengo que hacer campo a través y subir por la ladera con la burricleta al hombro al divisar a lo muy muy muy lejos una mancha de colores que intuyo deben ser mis bikers.  Esto de llevar ropa de colorines es de lo más útil... Casi me pierdo, pero hoy podemos conjugar el verbo completo: yo me pierdo, tu te pierdes, él se pierde, nosotros nos perdemos, vosotros os perdeis y hasta el ellos se pierden jajaja, sobre todo en esta segunda montaña.








Encuentro el sendero y meto plato para darles caza,  aunque el terreno (pinos, rocas, raices) no invita a las prisas precisamente, pero esta burricleta traga traga y traga ¡¡ole por ella!!! Al pillarles veo a un compi tirado en el suelo muy dolorido. Al querer bajarse de la burri se ha torcido el tobillo más de lo conveniente. Tiene mala pinta el asunto pero este grupo es la hostia, ¡¡¡además de Antonio McGiber nos acompaña un fisio (Isaac)!!! y con unas cuantas maniobras le hace un apaño que le permitira poder seguir dando pedales, ¡increíble chicos!







Mientras superIsaac (peto verde) arregla el tobillo a Manuel, António McGiber y Yordi (otro McGiber) me apañan el cambio que me permitirá subir el penúltimo kuestondelalecheketecagas. Muchas gracias chicos!






La penúltima subida es por pista anchita con una importante rodera o yaga central. Aunque se tracciona bastante bien es duradekohone, al menos para mi... Poco a poco nos reagrupamos y en este punto el amigo Manuel, el lesionado, se baja por pista hasta el pueblo y nos espera con unas fresquitas cervezas. Nosotros giramos a la derecha y le metemos mano a la última subida. Es maravillosa, va entre palmeritas diminutas, rocas, piedras y pinos, hay que hacer muchas cositas para evitar poner pie en suelo: ponerte de pie, bloquear freno, levantar rueda delantera y trasera, y con mi rueda más grandecita de lo que estoy habituado, más dificultad, pero la hago con mucho disfrute, y corono. Como será de bonita, que llegando como llego de machakao, la subo con una alegría...












Nos hacemos estas bonitas fotillos y a por la última bajada. Es muy muy rápida y juguetona, hay trankitos trankos y trankakos (verdad Isaac?), pasarelas, barandillas y colchones en alguna que otra curva por si te pasas...

Terminar así con estas sensaciones...no tiene precio.

Justo antes de llegar a Gilena. en una zona ancha de bajada peeeero con mucha piedra suelta, a Jordi le sale un pepinakoketekagas en la rueda trasera. Es como un globo que bloquea la rueda...menos mal que esto no le pasó unos minutos antes porque...no se lo que hoy estaríamos contando, debe de tener un angel de la guarda.

Llegamos a la zona de los coches, nos bajamos de las burricletas, y como siempre nos felicitamos por el día echado, que por cierto tenía el fresquito justo para no llevar mucha ropa y un sol espectacular.

Entramos en la terraza del restaurante donde nos esperaba el lesionado ya relajado, y empezamos a pedir de comer y a comer como si no hubiera un mañana...Toooodo regadito por unas fresquitas cervecitas unas con y otras sin, coca-colas con tooooda su cafeina y asucarrrr, Café y postre (tartas).

Esto es un tercer tiempo como dios manda señores, lo que más mola del día, y mira que el día ha molado eh? jajaja. Volvemos a revivir lo hecho, lo dicho, recordando anécdotas, sítios, sustos, sensaciones, etc. etc. etc. y en el que Antonio, cuando le comento que porqué esta mañana empezamos a rodar tan fuerte,  me explica (to serio) de la importancia de empezar a rodar fuerte en vez de tranquilo, "es para que la pleura se despegue antes del pulmón y respires mejor", o algo así me contó el gachón...todos nos descojonábamos claro... El amigo Isaac le intento echar un capote pero no le salió muy convincente, no coló...en fin, António sieeeeempre sale fuerte porque puede y punto.




















Es verdad que han habido unas cuantas caídas, aunque solo una lesión, pero como llevamos un fisio..., es verdad que las burricletas han sufrido mucho, pero para eso están y cuestan lo que cuestan pero además tenemos a los McGiber..., y es verdad que llegamos mashakaitos (al menos yo),  pero "murequetekontentos".


Señores esto es el Mountain Bike, y esto es Gilena...










Akistaltio más contento que tooo, con su cochesiko, su camel y su burricleta corgaika atrás camino de su Graná










Isaac, Yordi, Victor, Manuel, Fran y Rafael, ha sido un placer conoceros y dar pedales con vosotros; en Granada me tenéis... y allí hay buenas montañas eh?... A ti Antonio enhorabuena por esta fabulosa quedada.


La vuelta la hice como la ida, tranquilito, con musica de Miguel Ríos, Supertram, Talkins, Rollins, Fito... y con el saco de alegria lleno a rebosar. Peasodedía Hotia!!!







Llegué de día con Sierra Nevada (sin nieve...) dándome la bienvenida.


A los ausentes de estas clásicas citas burrakas: Edu, Nono, Llelle que sepais que os eche en falta, me encantaría veros en la próxima ¿valekesi?

domingo, 29 de noviembre de 2015






Este domingo he tenido que volver a salir solo, señor@s esto va de mal en peor, pero es que vaya día que ha hecho hoy para dar pedales, cualquiera se queda en casa. Tempranito he salido al balcón de mi casa y aunque hacía fresquete, con guantes, manga y pantalón largo y un cortavientos finito vas que te pasas de a gusto.






Sobre las nueve y media me he puesto a dar pedales dirección La Malá. Creo que es de las mejores rutas de invierno, si no hay viento ni ha llovido los días anteriores. Te va dando el sol toooooda la ruta.

Vas haciendo patas hasta que llegas a la altura de Las Gabias y ahí empiezas a aumentar el desnivel poco a poco pero muy llevadero. Al coronar me pongo a hacer fotillos, el cielo está espectacular, no hay bruma y se ve espectacularmente bien las Sierras de Almijaras, Parapanda, Sierra Elvira, la de Huetor, El Llano y Sierra Nevada.







Un poquito más adelante ya encontrabas La Malá





La bajada es peligrosilla por las roderas y el chino suelto, siempre hay que coger por la derecha del camino. Una vez llegado, me paré en una cafetería que sirven unas espectaculares raciones de churros, y su cafelito bien caliente, hoy no desayune en casa y había apetito.






Media horilla de parada entre que me bajo de la burricleta, el bar está petao, me busco un hueco, pido, me lo sirven y doy cuenta de él.


Una vez terminado, reanudo mi marcha. Al salir del pueblo hago unos cientos de metros de carretera, busco el camino que me mete por entre los terrenos ya arados para plantar vaya usted a saber qué... aunque yo creo que es cereal, cuando la hacemos en primavera es lo que solemos ver. Hablo en plural porque suelo venir con compis (si pudiera poner emoticonos pondría los que lloran...) jajaja.

Paso junto a un garaje de rulots y caravanas y me acuerdo de Gilo y las ganas que tiene de pillarse una, y yo de que se la pille (amigo gorron jajaja)

Una vez que termino esta parte giro a la derecha y de pronto me encuentro con una fuerza de colores tremenda; entre el colorao de la buena tierra, el de Sierra Nevada al fondo y bajo un limpio cielo, ese contraste verdaderamente me impacta, lástima que aún no tengamos la nieve,  ni mi cámara sea mejor, pero aún así merece la pena bajarse y tomar una foto, foto que no hace justicia al colorido real...













Continuo pedaleando, y de nuevo un poco de carretera hasta que llego al devío que me lleva hacia el Cortijo de Santa Catalína. Es un precioso cortijo con una buena Yeguada y explendidos  caballos, pero para llegar allí hay que meterle mano a una subida que va de menos a más. Es pista ancha con chino. Es de esas cuestas que se suele sufrir porque es larguilla y sin una mala curva que echarte a las piernas, solo el final te da más aire porque es asfalto y traccionas mejor. Al coronar tiro otra fotillo.





Me giro al otro lado (foto de abajo), y comienzo a bajar hacia el Cortijo






Al rebasarlo giro a la izquierda y me meto en un campo de olivos. Esta parte es un follón, vas por entre los olivos y hay distintos caminos y como tomes el equivocado...maemiademivida!!!






y me equivoco...






Pero antes de fastidiarla más de la cuenta, me doy la vuelta sobre mis pasos hasta llegar a donde yo creí que me había equivocado, y por suerte acerté. Se me ha olvidado deciros que estamos en época de caza de Zorzales y Perdices y que no paro de escuchar tiros por todos lados, y un poco nervioso si que me pongo, quizás por eso me hice un lío entre los olivos jajaja.

Una vez reorientado y terminado este terreno de olivos, me adentro entre pinos. Es una bajada con muchas opciones de saltitos, que normalmente la hago a buen ritmo, pero hoy al ir solo prefiero otra idea de bajada, incluso me paro a mitad y saco esta chula foto






No es muy larga la bajada así que pronto llego al final. El camino como podéis ver está un poco roto, y eso lo hace más interesante






Al terminarlo, me encuentro con unos cazadores ya recogiendo los avios...me paro a charlar y me cuentan que están mas quemaos que los palos de un churrero; resulta que con tanto fertilizante, insecticidas y demás matabichos, los pájaros o mueren o emigran y no hay nadena p´matá. Me cuentan que el cabreo aumenta porque son ellos mismos los que repueblan los montes de las que luego serán sus "víctimas", pero estas como he dicho, mueren o huyen antes de que ellos las maten...en fin, si es que no llueve a gusto de todos, bueno llover llover no llueve un carajo, veremos a ver el verano que nos espera. 











Continuo dando pedales y pronto me planto en Santa Fé













Una vez pasado este bonito pueblo, me meto en el camino que va junto al río Genil dirección Granada






con su río a la izquierda, cultivos de espárragos, maizales, y choperas a la derecha 






y Sierra Nevada de frente






Tras acabar este camino me planté en Granada la mar de contento de la jornada hecha. 




¡¡¡Que bonito es esto de dar pedales por el campo...!!!

domingo, 22 de noviembre de 2015

Hoy yo "conmigomishmo"

Este finde no ha habido forma de salir con mis compis, a lo mejor son tots del Madrid jajaja, asínkedemodoke me he montado yo solito mi escapada del domingo.





El día ha amanecido de nuevo espectacular, aunque algo más fresquete que el domingo pasado.

Tenía muchas ganas de rodar, en toooooda la semana no he podido porque el finde pasado, participando en la competición de orientación que organizó Balakook, le pegué un cabezazo a una rama (que habría firmado el mismísimo Puyol, el jugador, no el político); esta estaba traicioneramente ubicada en mi camino, y camuflada por una enredadera, y como me quedé "atontao" decidí dar por finalizada mi jornada biker del domingo. Al final no hubo ninguna lesión así que tenía permiso del médico para despues de una semana de descanso, dar pedales.


La ruta elegida: subida a La Cruz de Viznar.






La subida es muy bonita, comienzas rodando a los pies de la Alhambra y del Albaicín, subes hasta el mirador de San Miguel Alto por el Sacromonte y luego vas por un precioso senderillo entre pinares y retama hasta El Fargue.








Como he salido de casa haciendo el menor ruido posible, y no despertar a nadie, he parado a desayunar en el Fargue, y allí he encontrado un ambientazo de "postclásico ketkagash" maemiademivida cómo estaban poniendo a Florentino y demás "artistas" jajaja; yo me he dedicado a obsevar y disfrutar...y la verdad he disfrutado musho musho musho, aunque no tanto como anoche...

Bueno me centro. Una vez dejado este municipio he buscado el sendero que me suba a la sierra de Huetor, al centro de visitantes. Hay una parte de carretera pero es poquito. Una vez lllegado, comienza un pisteo. Hoy hay un ambientazo biker espectacular, todos de rollo rally, me ha saludado uno que creo que es Luis de mi peña de trial, he podido contar dos grupos de no menos de quince cada uno y luego algunos versos sueltos como servidor y otro que curiosamente también era endurero, llevaba una bonita Kona.

He rodado un poco y al llegar al desvío del sendero de La Cruz de Viznar he dudado si subir por ahí o por pista y hacer "La Cueva del Agua" de subida, y "La cruz de Viznar" de bajada; he optado por esta opción; llegando al final he parado en el mirador para hacer estas fotillos












Continué la subida, me cruce con bastantes senderistas que como siempre que nos ven nos dan aliento, y no tardé mucho en coronar y coger el precioso sendero ancho que te sube a la "Cueva del Agua"







Una vez hecha esta fotillo, comienza lo más exigente de toda la ruta, que es subir dando pedales por el tremendo "melonar" o "garden rock" que diría Gilo. Bajé un poco la tija y me puse a ello. Poco a poco fui salvando sobre mi burricleta los multiples y tremendos trankos hasta llegar al mirador. El que conoce este tramo sabe de su dificultad... pero cuando lo terminas la sonrisa no te cabe en tu cara, estas lo que se dice "satisfecho".





Un senderista me tiró estas fotillos











Descasé un poco, comí (estaba vacío) y continue mi marcheta buscando "La Cruz de Viznar". Hice el sendero muy tranquilo, había que ir con cuidado, hoy había muchos senderistas por esta zona, pero lo disfruté igualmente.

Al llegar al comienzo de la bajada había que elegir entre la cara norte o la sur, y le tiré por la norte, hoy no llevaba las protecciones, no iba acompañado y no es plan de arriesgar







Este lado es menos peligroso que el sur, y más rápido aunque la he hecho muy despacito, gustándome en sus trancos, levantando rueda en las cerradas curvas y saltando por algún que otro peralte.

Cuando he terminado he cogido la pista dirección el "Centro de Visitantes" y allí había una peña de bikers de no menos de 20 descansando un ratito. Les he saludado y he continuado hacia abajo. Lo que he hecho ha sido deshacer el camino de subida y volver por donde había subido.

Llegando a San miguel he parado para tirarle una foto al sendero, me encanta, es espectacular de subida y de bajada, la retama le da un punto.





A esta hora el Sacromonte, el Albaicín y Plaza Nueva está petado


He llegado a casa a tiempo para unos estiramientos, una duchita y poner la mesa, hoy el titi no cocina...

Aunque lo he pasado francamente bien pedaleando solo, espero que el finde que viene no me falten los compis, ¿oido cocina? pues eso...